logo
 

Jorge Orellana Iturra con MUNICIPALIDAD DE RANCAGUA Rol: C1480-12

Consejo para la Transparencia, 19/12/2012

Se dedujo amparo en contra de la Municipalidad de Rancagua, fundado en que se le denegó la información solicitada no obstante haber aclarado la solicitud sobre los informes emitidos por las Juntas de Vecinos Macro Zona Norte 3 de Rancagua, con respecto a la renovación de patentes de alcoholes. El Consejo señaló que la información requerida es posible de identificar, por cuanto, la denominada Macro Área Norte 3 constituye una zona territorial que debe ser conocida por el municipio, quien además debe conocer la zona específica que corresponde a cada Junta de Vecinos, por lo tanto, resultando posible al municipio a juicio del Consejo identificar la información requerida, y debiendo esta estimarse pública, se acogerá el presente amparo.


Tipo de solicitud y resultado:

  • Totalmente


Descriptores analíticos:

Tema Gestión y administración territorial (Urbanismo)
Materia Funciones y actividades propias del órgano
Tipo de Documento Documentos Oficiales.Documentos 


Consejeros:

  • Alejandro Ferreiro Yazigi (Unánime), Presidente
  • Jorge Jaraquemada Roblero (Unánime)
  • José Luis Santa María Zañartu (Unánime)
  • Vivianne Blanlot Soza (Unánime)

Texto completo:

DECISIÓN AMPARO ROL C1480-12

Entidad pública: Municipalidad de Rancagua

Requirente: Jorge Orellana Iturra

Ingreso Consejo: 12.10.2012

En sesión ordinaria N° 398 del Consejo Directivo, celebrada el 19 de diciembre de 2012, con arreglo a las disposiciones de la Ley de Transparencia de la Función Pública y de Acceso a la Información de la Administración del Estado, en adelante, Ley de Transparencia, aprobada por el artículo primero de la Ley N° 20.285 de 2008, el Consejo para la Transparencia, en adelante indistintamente el Consejo, ha adoptado la siguiente decisión respecto del amparo Rol C1480-12.

VISTO:

Los artículos 5°, inc. 2°, 8° y 19 Nº 12 de la Constitución Política de la República; las disposiciones aplicables de las Leyes N° 20.285 y N° 19.880; lo previsto en la Ley N° 19.628, sobre Protección de la Vida Privada; lo dispuesto en el D.F.L. N° 1–19.653, del Ministerio Secretaría General de la Presidencia, que fija el texto refundido, coordinado y sistematizado de la Ley N° 18.575; y los D.S. N° 13/2009 y N° 20/2009, ambos del Ministerio Secretaría General de la Presidencia, que aprueban, respectivamente, el Reglamento del artículo primero de la Ley N° 20.285, en adelante indistintamente el Reglamento y los Estatutos de Funcionamiento del Consejo para la Transparencia.

TENIENDO PRESENTE:

1) SOLICITUD DE ACCESO: El 7 de agosto de 2012 don Jorge Orellana Iturra solicitó a la Municipalidad de Rancagua: “…copia de informes emitidos de Junta de Vecinos, sector Macro Área Norte de Rancagua”.

2) SUBSANACIONES DE LA SOLICITUD: La Municipalidad de Rancagua, solicitó al requirente en tres oportunidades que subsanara la antedicha solicitud, respondiendo este último lo que se indica:

a) Primera solicitud de subsanación: mediante el Ordinario Nº 81, de 28 de agosto de 2012, el municipio solicitó al requirente que aclarara la solicitud en el plazo de cinco días, bajo apercibimiento de tenerlo por desistido, solicitándole se refiriera específicamente:

i. A qué informes se refiere concretamente, indicando tipo de informes.

ii. Unidades o funcionarios que emitieron los informes.

iii. Fecha de data o periodo que comprenden dichos informes.

El 30 de agosto de 2012, el requirente informó al municipio que lo solicitado dice relación con los informes emitidos por las Juntas de Vecinos Macro Zona Norte 3 de Rancagua, con respecto a la renovación de patentes de alcoholes.

b) Segunda solicitud de subsanación: mediante comunicación de 14 de septiembre de 2012, el municipio solicitó individualizar a la junta de vecinos que emitió los informes, y en lo posible la ubicación del establecimiento comercial, o la individualización o el número de patente, haciendo presente que con el sólo dato relativo a la junta de vecinos de macro zona norte, resulta dificultoso obtener la información. El requirente, por su parte, informó al municipio que la información solicitada “…guarda relación con formularios que se envían a las Juntas de Vecinos a través de la Dideco, para los efectos de pronunciamiento sobre la renovación de Patentes de Alcoholes correspondientes al año 2012, formularios que se devuelven a la Dideco, para luego pasar al Departamento de Rentas y ser tratados en la Comisión de Alcoholes y luego en Sesión de Concejo Municipal. Sobre las organizaciones territoriales que emitieron su opinión respecto del tema patentes de alcoholes, solicito copia de los pronunciamientos de las Juntas de Vecinos, que se encuentran registradas en la base de datos correspondientes a la Macro Área Norte 3 de Rancagua, en poder de la Dideco.”

c) Tercera solicitud de subsanación: El 24 de septiembre de 2012, mediante correo electrónico, el municipio solicitó al reclamante especificar aún más la solicitud, indicándole que lo solicitado no resulta específico al no indicarse qué informes de las juntas de vecinos requiere, toda vez que la Macro Área Norte 3 puede estar formada por una serie de juntas de vecinos que se desconocen. Informa asimismo que el mes de julio se llevaron al Concejo Municipal las solicitudes de renovación de más de 800 patentes de alcoholes, correspondientes a toda la comuna, entre las cuales deben existir patentes asociadas al área consultada, sin embargo, no resulta claro si el contribuyente desea copia de todos dichos informes. El solicitante no se pronunció con respecto a dicha solicitud, informándole el municipio con fecha 2 de octubre de 2012 que le tuvo por desistido de la solicitud de información.

3) AMPARO: El 10 de octubre de 2012 el solicitante dedujo ante la Gobernación Provincial de Cachapoal amparo a su derecho de acceso a la información en contra de la Municipalidad de Rancagua, fundado en que se le denegó la información solicitada no obstante haber aclarado la solicitud, siendo ingresada dicha reclamación a este Consejo el 12 de octubre de 2012.

4) DESCARGOS U OBSERVACIONES DEL ORGANISMO: En virtud de lo anterior, el Consejo Directivo de esta Corporación admitió a tramitación este amparo, trasladándolo mediante el Oficio N° 4089, de 30 de octubre de 2012 al Sr. Alcalde de la Municipalidad de Rancagua, solicitándole se refiriera al fundamento de la reclamación y al contendido de fondo de la solicitud de información que motivó el amparo. Dicha autoridad formuló sus observaciones y descargos el 19 de noviembre pasado, y junto con explicar las diversas etapas del procedimiento de acceso a la información aplicado, señaló que como consecuencia de la generalidad y falta de especificidad de la solicitud resulta imposible al municipio entregar la información requerida, además de no contar con registros de informe de juntas de vecinos por macro áreas de la forma solicitada.

Y CONSIDERANDO:

1) Que, el artículo 12, letra b), de la Ley de Transparencia establece como uno de los requisitos de toda solicitud la “Identificación clara de la información que se requiere”, señalando el artículo 28, letra c), inciso segundo, del Reglamento de la Ley de Transparencia que: “Se entiende que una solicitud identifica claramente la información cuando indica las características esenciales de esta, tales como su materia, fecha de emisión o periodo de vigencia, origen, destino soporte etcétera”, lo cual refrenda el punto 2.2, letra b), de la Instrucción General N° 10 de este Consejo.

2) Que, a juicio de este Consejo la solicitud que motivó el presente amparo, si bien no resultó inicialmente específica, satisfizo cumplidamente dicha exigencia al subsanar el reclamante por segunda vez, pues con ello fue posible determinar las características esenciales de la información solicitada, entendiendo que lo solicitado se refirió a los informes o pronunciamiento emitidos por las organizaciones territoriales (juntas de vecinos) asociadas a la Macro Área Norte 3 de la comuna de Rancagua, sobre la renovación de patentes de alcoholes correspondientes al año 2012. De ahí que la tercera subsanación requerida al solicitante resulto innecesaria, equivaliendo a una respuesta denegatoria de parte del municipio. En este sentido cabe hacer presente que la especificidad de la solicitud no dice relación con un volumen acotado de información requerida, sino con la identificación clara de la misma en cuanto a señalar alguna de sus características esenciales, tal como se ha señalado, por tanto, de verificarse un supuesto como el señalado, no resulta procedente la subsanación de la solicitud, sin perjuicio que la entrega de un elevado número de actos administrativos pueda dar lugar a la causal de reserva prevista en el artículo 21 N° 1, letra c) de la Ley de Transparencia, la que en la especie no ha sido alegada.

3) Que, si bien el municipio ha reconocido contar con informes como los requeridos, ha precisado que no le resultaría posible identificar las juntas de vecinos por macro áreas, por lo que no le resultaría posible entregar lo solicitado.

4) Que, sin embargo, la Ley Nº 19.418 sobre Juntas de Vecinos y demás Organizaciones Comunitarias, en su artículo 1º a) define Unidad Vecinal como “El territorio, determinado en conformidad con esta ley, en que se subdividen las comunas, para efectos de descentralizar asuntos comunales y promover la participación ciudadana y la gestión comunitaria, y en el cual se constituyen y desarrollan sus funciones las juntas de vecinos”, mientras que en su letra b) define las Juntas de Vecinos como “Las organizaciones comunitarias de carácter territorial representativas de las personas que residen en una misma unidad vecinal y cuyo objeto es promover el desarrollo de la comunidad, defender los intereses y velar por los derechos de los vecinos y colaborar con las autoridades del Estado y de las municipalidades”. Con ello, contrariamente a lo sostenido por la reclamada, este Consejo estima que la información requerida es posible de identificar, por cuanto, la denominada Macro Área Norte 3 constituye una zona territorial que debe ser conocida por el municipio, quien además debe conocer la zona específica que corresponde a cada Junta de Vecinos.

5) Que, por lo tanto, resultando posible al municipio a juicio de este Consejo identificar la información requerida, y debiendo esta estimarse pública al tenor de lo prescrito en los artículos 5° y 10 de la Ley de Transparencia, se acogerá el presente amparo, y se ordenará por tanto la entrega de la información señalada en el considerando 2º, aunque en un plazo prudencial mayor atendida la dificultad que la labor de identificación puede significar a la entidad edilicia.

EL CONSEJO PARA LA TRANSPARENCIA, EN EJERCICIO DE LAS FACULTADES QUE LE OTORGAN LOS ARTÍCULOS 24 Y SIGUIENTES Y 33 LETRA B) DE LA LEY DE TRANSPARENCIA, Y POR LA UNANIMIDAD DE SUS MIEMBROS PRESENTES, ACUERDA:

I. Acoger el amparo deducido por don Jorge Orellana Iturra en contra de la Municipalidad de Rancagua, en virtud de los fundamentos expuestos precedentemente.

II. Requerir al Alcalde de la Municipalidad de Rancagua que:

a) Entregue al reclamante copia de los informes o pronunciamiento emitidos por las organizaciones territoriales (juntas de vecinos) asociadas a la Macro Área Norte 3 de la comuna de Rancagua, sobre la renovación de patentes de alcoholes correspondientes al año 2012.

b) Cumpla dicho requerimiento en un plazo que no supere los 15 días hábiles contados desde que la presente decisión quede ejecutoriada, bajo el apercibimiento de lo dispuesto en el artículo 46 de la Ley de Transparencia.

c) Informe el cumplimiento de esta decisión mediante comunicación enviada al correo electrónico cumplimiento@consejotransparencia.cl, o a la Oficina de Partes de este Consejo (Agustinas Nº 1291, piso 6º, comuna y ciudad de Santiago), de manera que esta Corporación pueda verificar que se dé cumplimiento a las obligaciones impuestas precedentemente en tiempo y forma.”

III. Encomendar al Director General de este Consejo notificar la presente decisión a don Jorge Orellana Iturra, y al Sr. Alcalde de la Municipalidad de Rancagua.

En contra de la presente decisión procede la interposición del reclamo de ilegalidad ante la Corte de Apelaciones del domicilio del reclamante en el plazo de 15 días corridos, contados desde la notificación de la resolución reclamada, de acuerdo a lo prescrito en los artículos 28 y siguientes de la Ley de Transparencia. No procede, en cambio, el recurso de reposición establecido en el artículo 59 de la Ley N° 19.880, según los fundamentos expresados por este Consejo en el acuerdo publicado en el Diario Oficial el 9 de junio de 2011.

Pronunciada por el Consejo Directivo del Consejo para la Transparencia, integrado por su Presidente don Alejandro Ferreiro Yazigi y por los Consejeros doña Vivianne Blanlot Soza, don Jorge Jaraquemada Roblero y don José Luis Santa María Zañartu.

Por orden del Consejo Directivo, certifica el Director Jurídico del Consejo para la Transparencia don Enrique Rajevic Mosler.